facebook
Home » Blog » Préstamos para gente joven
préstamos para gente joven

Préstamos para gente joven

Aunque cada entidad financiera pone sus propias condiciones en lo referente a edad, si tienes menos de 35 años puedes considerarte relativamente joven. Y no lo decimos nosotros, ya que solo basta con echar un vistazo al impresionante abanico de ofertas de préstamos para gente joven que actualmente existe en el mercado español. Por lo tanto, si necesitas financiación y cumples con este rango de edad, te invitamos a seguir con nosotros.

Y es que, ante la creciente demanda de financiación por parte del sector más joven de la sociedad, muchas entidades bancarias y prestamistas han optado por incluir dentro de su catálogo de servicios un apartado dedicado exclusivamente para ellos. El préstamo para gente joven es actualmente una de las formas de obtener liquidez más solicitadas.

Si estabas buscando la mejor manera de obtener liquidez, estos créditos personales representan una de las mejores opciones que tienes actualmente. En las siguientes líneas repasaremos alguna de sus principales características, así como también te mostraremos la formas más sencillas para lograr obtener el visto bueno de las financieras una vez curses tu solicitud formalmente. ¿Nos acompañas?

¿Qué tipo de préstamos puede solicitar la gente joven?

Hay muchas maneras de acceder a la financiación que tanto deseas, tanto de una forma como de otra, encontrarás ventajas y comodidades que de ninguna otra forma podrías conseguir. Obviamente, habrá que cumplir una serie de requisitos previos para recibir el dinero, por lo que conviene que conozcas los principales grupos en los que se clasifican estos préstamos para jóvenes.

Préstamos para estudiantes

Son uno de los más demandados, ya que una buena parte de los jóvenes se encuentran en una situación en la que precisan liquidez para sufragar los costes de su formación. Hablamos de universitarios y personas de corta edad que precisan un capital para abonar los elevados precios que requieren las matrículas de cursos, másteres o la compra de material educativo. Sus bajos tipos de interés los convierten en una de las mejores opciones del mercado.

Préstamos personales

En esta sección encontramos el grueso de los préstamos para jóvenes, ya que un crédito personal es aquél tipo de financiación que va dirigido a un particular, como por ejemplo tú. Aunque compartes la condición de estudiante, el préstamo personal permite que cualquier otra persona joven, sin necesidad de destinar el capital prestado a su formación, también pueda lograr recibir un determinado capital.

Microcréditos

Una de las principales novedades en el mercado financiero, donde nos encontraremos con un tipo de préstamo online de baja cuantía adaptado a las necesidades más urgentes. Los microcréditos se diferencian de los dos anteriores precisamente por la facilidad con la que podemos acceder a ellos y la cantidad que podemos llegar a recibir, no superando generalmente los 1.000 euros.

Financiación con vehículo

En este punto cabe destacar diferentes tipos de crédito, ya que por una parte encontramos préstamos para jóvenes en los que podemos emplear el vehículo de nuestra propiedad como aval y garantía, y los préstamos para coche, donde aprovechamos nuestra corta edad para disfrutar de un tipo de interés más reducido en caso de querer comprar un vehículo. En cualquier caso, los jóvenes tienen aquí otra oportunidad para conseguir esa financiación que tanto desean.

préstamos para gente joven 2

¿Cuál es la edad mínima para conseguir un préstamo?

En España, la normativa vigente permite que cualquier persona con 18 años o más puede acceder a los diferentes tipos de financiación que la banca o los prestamistas privados ofrecen. Para poder estar seguros de este punto, te recomendamos consultar la información que se incluye en los términos y condiciones que la propia entidad incluye en su oferta de préstamo para gente joven.

No obstante, debes saber que muchas de las entidades a las que consultemos ampliarán el rango de edad a personas que superen los 21 años, ya que esta cifra está considerada actualmente como la cifra mínima que debemos tener para garantizar un mayor compromiso de cara a devolver el dinero. Se toma esta cifra también porque muchos de los jóvenes que solicitan el préstamo pueden estar desarrollando también una actividad laboral.

Es muy importante conocer de antemano la edad mínima que requiere la entidad prestamista a la que vas a solicitar el crédito, ya que de esta forma te ahorrarás mucho tiempo y posiblemente alguna que otra sorpresa. Aun así, todo dependerá en gran medida de tu grado de solvencia e historial crediticio. Si no has tenido problemas de deudas en el pasado, no habrá ningún impedimento para recibir el dinero.

Pros y contras de conseguir un préstamo para gente joven

Este apartado es uno de los más importantes, ya que aquí encontraremos las ventajas y desventajas que conlleva la solicitud y obtención de un préstamo de este tipo. Como ya sabes, contar con una corta edad está repleto de beneficios en muchos sentidos, aunque también conviene conocer algunas de las limitaciones que esta situación conlleva.

Pros

La principal ventaja la encontraremos en la flexibilidad de las condiciones que la entidad nos ofrece, con un tipo de interés muy competitivo y unas comisiones realmente reducidas, aunque todo dependerá de cada prestamista y la situación en la que nos encontremos como solicitantes. No obstante, la aprobación de la solicitud se suele obtener de forma más rápida y los requisitos son mucho menores, ya que las entidades son conocedoras de nuestra corta edad, experiencia y solvencia.

Contras

La facilidad con la que se obtienen estos préstamos para gente joven son precisamente la razón por la que muchos se endeudan hasta límites inimaginables, llegando a una situación de impago y nada recomendable. Es muy importante analizar este punto y valorar si realmente necesitas el dinero o puedes optar por diferentes formas de financiación, como tomar dinero prestado de algún familiar o amigo.

Alternativas a los préstamos para gente joven

Siguiendo el hilo del anterior punto, hay una serie de alternativas a la hora de recibir la inyección de capital que precisamos. Aunque son muchas más de las que te mostramos, aquí tienes un resumen con alguna de las más importantes y recomendables, para que puedas valorarlas y determinar si son una opción viable antes que llamar a la puerta de cualquier entidad bancaria para pedir un crédito.

Financiación para estudiantes

Además de los préstamos para estudiantes, existe otra opción ligeramente diferente; la financiación para estudiantes. Esto son diferentes ayudas y subvenciones que los propios centros educativos o la Administración pública ponen a disposición de la gente joven para poder financiar el coste de su formación. Es una forma de evitar el sobreendeudamiento y la obligación de tener que devolver el dinero con sus correspondientes intereses.

Tarjetas de crédito al 0%

Otra de las opciones que nos encontramos son las tarjetas de crédito al 0%, donde han sido diseñadas para permitir la disposición de un determinado capital sin tener que añadir ningún recargo en concepto de comisiones o intereses. Siempre que cumplamos con los plazos de devolución pactados, no tendremos que devolver ni un solo céntimo más del importe que previamente hayamos dispuesto.

Sobregiro

Aunque en España no es tan común ni se suele emplear en el sector joven, el sobregiro es una herramienta de financiación que puede ser bastante útil en determinados casos donde nuestra cuenta bancaria llega a quedarse prácticamente sin dinero. En estos casos, la entidad bancaria nos permite seguir disponiendo de un determinado capital con la condición de ser repuesto en el momento en el que nuestra nómina es ingresada.